Barcelona, ciudad de los prodigios

Barcelona es la única de las cuatro capitales catalanes que no dispondrá de tarjeta gratuita de transporte público para niños. No queda más que dar las gracias a los apoltronados, presuntos progres, del Ayuntamiento de Barcelona, por reclamar que usemos el transporte público, subir el precio cada año por encima del IPC, y viajar ellos en coches oficiales.

Buzos voluntarios sacan cientos de kilos de basura de las playas barcelonesas. Voluntarios, claro, porque si al Ayuntamiento le resbalan las críticas sobre la suciedad que impera en diversos puntos de la ciudad, permite que los hooligans se orinen allá donde les place, ¿cómo les puede importar la mierda marina, que no se ve? Tal vez por eso ya no han recuperado la campaña propagandística de "Barcelona, posa't guapa" (Barcelona, ponte guapa).

El Ayuntamiento dice que emprende una cruzada contra el ruido. Según sus encuestas, las mayores quejas provienen de las obras en la vía pública (13,9%) y el ocio nocturno (11,2%). ¿Qué pasará con las silenciosas obras públicas? ¿La guardia urbana aparecerá por ellas o hará algo para acabar con las jaranas nocturnas? No, lo más fácil es que controlen los tubos de escape de las motos (tráfico rodado: 4,3%) que ahí pueden multar y llenar las arcas municipales. Dice la jipijapiflower concejala Mayol que llevan gastados ¡250 millones! en medidas en la materia del 2001 al 2007. ¿En qué se han gastado el dinero exactamente?

Vivir en Barcelona cada día está más chungo. Vivir es una carrera de obstáculos.

(Banda sonora: La ciudad en movimiento - Aviador Dro)

5 comentarios:

acolostico dijo...

Aviador Dro, grandes grandes...

Y hace tiempo que Barcelona se olvido de los barceloneses

los barceloneses no pueden olvidar Barcelona...

manu dijo...

Qué grandes verdades, amigo.

Por cierto, BCN va a subir el IBI un 7%.

Anna dijo...

Cada cop ho tinc més clar... si no ens veiem capaços de sortir a protestar , es tracta de fer les maletes....

De totes maneres, BCN és molt cara...però la vida a comarques és dura (i no s'hi aboquen tants calers públics, creieu-me..)

Anónimo dijo...

Ay, ay, ay...nuestros gobernantes deben de pensar que las ciudades son sus propias maquetas del Sim City 4...que cabroncetes...

¿Acabar con las jaranas nocturnas? ¡Sí, pero no con las de los guiris que esos se dejan dinero!

Un saludo,
Señor Insustancial

Replicant dijo...

La vida a comarques es dura, efectivament..però jo estava pensant en París, pex o Brusel.les o algun lloc civilitzat..